Busco sujetador para saltar

05/10/2013 - 12:01 -- Isabel López Go...

Qué diferentes somos y que cosas tan distintas esperamos de la vida...

Sueños, ilusiones, decepciones… expectativas de vida que cumplir. Mientras estás vivo puedes cambiar cosas y eso me ha llevado a recordar a una amiclienta que consiguió uno de sus sueños. Me explicaré.

Resulta que ella había oído que en soloisa vendíamos sujetadores con los que “se puede saltar” y además que "te medían".¿¿?? Le pregunto, cómo que para saltar. ¿Quiere decir para hacer deporte? No, ella lo quiere sólo para saltar.

Comienzo el Fitting Bra midiéndola, 115 dice ella, tengo mucho, -me advierte-. La miro y le digo "que va, tú no tienes una 115 a lo sumo una 95F". Me mira sorprendida y sigue hablando. La noto nerviosa. Me cuenta que desde que ella recuerda, en el colegio, nunca pudo saltar en las clases de gimnasia. Tenía más pecho que sus compañeras incluso más que su profesora. El momento de pasar a clase de educación física le suponía una enfermedad. Los muchachos no apartaban los ojos de ella, era algo a lo que no estaban acostumbrados y entre eso y las hormonas que ya empezaban a hacer de las suyas....

Normal por otra parte. Cosas de la edad...

Bueno, esta "chiquilla" pasó toda su vida ocultando su precioso pecho, precioso sí, porque aún habiendo pasado unos cuantos "añitos", se había encargado de cuidarlos. Sólo para sí misma. No odiaba sus pechos sino el efecto que ella pensaba que producían en los demás. Ahora en el probador, soy una privilegiada por que me confía su tesoro. Reconoce que toda su vida lo ha vivido como un trauma, los ha cubierto con una y otra capa para que nadie los viera. Le ofrezco el sujetador que le había recomendado su amiga y cuando lo tuvo puesto...

Imagen sujetador deportivo modelo 5529, Momentum, sujección extrema de Anita Active

Salió del probador,

se puso a saltar como una niña

,

ya no hacía falta poner sus brazos por delante

No paraba de reír y de repente me abrazó y emocionada me dio las gracias. Yo no hice nada. Nada que no debiera hacer. La que lo hizo fue ella que se permitió la oportunidad de probar algo nuevo.

En el siguiente vídeo se puede ver claramente la diferencia de correr con un sujetador normal y con el modelo que compró. Evitan un 74% el rebote del pecho.

Esta chiquilla tenía 58 años cuando entró y al salir dejó más de 40 años dentro del probador.